El pasado 5 de mayo, aprovechando un receso que nos dio el mar, quedamos Juan, Javier y un servidor para hacer una inmersión en La Virgen de Los Silos. Apesar de que el mar estaba bastante bueno, la inmersión de presentaría como de costumbre llena de algas flotando, vamos polución por un tubo para las fotos de angular que quería hacer. No obstante, esta inmersión nunca defrauda y estuvo repleta e vida. La gran sorpresa fue encontrarnos con una mantelina semienterrada bajo las algas. Al acercarse Juan a inspeccionarla de cerca, la condenada nos dio un tremendo susto pues lo que parecía ser una mantelina mediana, al desenterrarse se convirtió en una pedazo de mantelina enoooooooooorme. Aunque sabemos que son inofensivas el susto nos llevamos, muy merecidamente.

Pin It on Pinterest

Shares

Compártelo

Ayúdanos a difundir las imágenes y comparte este post con tus amigos.

A %d blogueros les gusta esto: